No puedo seguir como antes

En la consulta aparece mucho esta afirmación:

algo ha cambiado en mi, no puedo seguir como antes.

No veo la vida de la misma manera.

Cuando ha terminado una relación, un trabajo, una pareja o ha muerto un familiar o amigo muy querido por nosotras/nosotros, la vida deja de ser como era.

2

Inevitablemente nuestra visión de nuestro entorno (relaciones, trabajo, ocio) y en nuestro interior va a transformarse completamente. Nos encontramos en el inicio de un proceso de: crisis, una situación totalmente nueva que va a requerir poner en marcha nuevos recursos.

El paso del tiempo también va cambiar, es completamente subjetivo el tiempo que vamos a necesitar para realizar nuestro proceso. Las demás personas de nuestro entorno parecieran vivir a otra velocidad. Amigos e intereses van a desaparecer.

Todo este movimiento forma parte del duelo que nos va a llevar a transformarnos completamente a integrar los cambios internos y externos, derivados de la perdida que necesitamos incorporar para volver a vivir sin lo que antes daba sentido a nuestras vidas.

En mi consulta te acompaño a transitar tus paisajes internos únicos de luces y sombras, con delicadeza y escucha, paso a paso redescubriéndote y resignificando la mirada sobre ti mismo/misma y lo sucedido.

 

Y como decía Walt Whitman:

No permitas que 

la vida 

te pase a ti

sin que la vivas.

Te invito a iniciar un proceso terapéutico profundo conmigo.

Para más información y reservas: berta@terapiaduelo.es – 647113811.

Hay muchas formas de morir, esta es una.

Cuando el dolor y la pérdida se sostienen desde la palabra y el amor. ¡Hermoso Elena!

VIAJAMOR

Hace nueve meses tuve un hijo que se rió en mi vientre, me dijo adiós y se fue.

Son los platos estrella. La vida que crece. Las flores que se vomitan por la boca.

Me fui a no llorar a un bosque.

“Hay muchas formas de morir. Esta es una. Me veo caminando por un bosque. Fuera es de día pero dentro es de noche. Camino entre árboles sobre una tierra muy oscura. No voy a ningún sitio. Esta es mi casa. No tiene nada que ver con el miedo ni con la tristeza. Sólo quiero estar en este bosque y caminar. Nunca se va a hacer de día ni voy a salir de aquí. No hay nadie. No tengo nada que hacer. Solo caminar.
Hay muchas formas de morir. Esta es una. No tiene nada que ver con el dolor. Es irse y seguir estando sin estar. Es haberse…

Ver la entrada original 459 palabras más